Una Web que consigue un oxímoron: desmentir bulos verdaderos

Hace pocos días estaba viendo el telediario (después de comer siempre veo el telediario, pues reírse es muy bueno para la digestión) y, de repente y sin venir a cuento, empiezan a hablar de una web dedicada a desmentir bulos sobre medicina.
Pusieron dos ejemplos muy interesantes:
1 – Dijeron que el bulo de que las patatas fritas son un estupendo crecepelo, es mentira. No hay evidencias científicas de que el consumo de dichos feculentos reactive los folículos pilosos.
2 – Dijeron sin darle importancia que el bulo de que las vacunas provocan autismo es mentira.
Como no he nacido ayer y el contacto con la realidad me ha resabiado, me quedé pensando ante un hecho tan extraordinario. Mi incredulidad se basa en el hecho de que, en el telediario en hora punta, se hable de una web recién abierta en la que ninguno de sus ponentes tiene ningún mérito científico, salvo el de hacer reverencias y genuflexiones ante la Farmafia, que reparte pródigas dádivas entre sus prosélitos.
Luego he ido atando los cabos hasta llegar a ver la profundidad de la campaña, que seguro que no se le ha ocurrido a ninguno de los que salen en la foto. Esa genialidad es de ingeniería social de alto nivel. La cosa funciona más o menos de la siguiente forma:
La Farmafia no puede impedir que haya unas cuantas personas como yo, con el cerebro mal lavado, que se den cuenta de las mentiras que cuenta la industria y que las expongan al público en Internet. Como dichas afirmaciones no las pueden rebatir científicamente, porque son verdad, se usa el truco del ilusionista: se desvía la atención a otro punto mientras se esconde el conejo en la chistera.
Como no pueden rebatir las verdades, sencillamente dicen que son mentira. Si lo hace una web que sale en la tele, que tiene fotos de gente con batas blancas, está claro que no puede ser mentira cuando dicen que es mentira. Una idea magistral. Yo siempre me descubro ante la genialidad, aunque sea para fines perversos.
Como el que ha diseñado la campaña conoce muy bien al gran público, primero le lanza un apetitoso cebo para que pique. Le dice que aunque coma patatas fritas no le crecerá la pelambrera. Lógicamente, hasta el más tonto sabe que esa afirmación es correcta. Una vez que se ha ganado la confianza, todo lo que diga a continuación se lo creerán a pies juntillas. Entonces suelta la bomba de que el bulo de que las vacunas provocan autismo es mentira, y los televidentes aplauden con las orejas. Sencillamente brillante.
No hace falta decir que, a varias cadenas de TV, su mejor cliente de publicidad les ha pasado una nota pidiéndoles un favor sin importancia: que mencionaran dicha web en el telediario. Era importante que lo dijeran en el telediario, porque es el único programa que, aunque inmerecidamente, todavía mantiene algo de credibilidad. Y así se hizo en varias cadenas. Soltaron primero el desmentido del bulo cebo, y luego la bomba de espoleta con efecto retardado.
DESMINTIENDO A LOS DESMENTIDORES
Presto a entablar un debate científico productivo con los próceres que figuran en la citada web, les puse el siguiente comentario:
Estoy de acuerdo que la homeopatía y otras terapias alternativas no están respaldadas por evidencias científicas. A todos se nos ha dicho que la medicina oficial es la única que aplica el método científico y, por tanto, es la única en la que se debe confiar. Mi problema es que yo me tomo en serio la ciencia, y cuando le pido a la medicina algunas evidencias científicas de las que tanto alardea, contra todo pronóstico, resulta que nadie me las puede facilitar.
Voy a poner unos pocos ejemplos, aunque hay muchos, de los que nadie es capaz de darme las referencias primarias que demuestren que la medicina no está cometiendo graves fraudes científicos.
Me gustaría leer el estudio que demuestra el aislamiento del virus VIH. Espero que no me pongan el de F Barre-Sinoussi (del equipo de Luc Montaigner), pues a pesar de ser Premio Nobel dicho estudio no se puede aceptar como científico. Los dos sabemos que en ciencia no se acepta el principio de autoridad.
http://science.sciencemag.org/content/220/4599/868
Aparte de un servidor, hay varios Premios Nobel que llevan 30 años pidiendo dichas referencias.
También me encantaría la evidencia científica de que el VIH causa el Sida.
Supongo que sabrán que a pesar de que ya se ha demostrado que el nivel de colesterol no contribuye a un número mayor de accidentes cardíacos, los médicos siguen recetando estatinas, de las que sí que hay evidencias de graves efectos secundarios.
Lo mismo ocurre con el PSA de la próstata. Se ha demostrado repetidamente que no sirve para nada, pero se siguen biopsiando hombres sanos, porque las cifras mágicas del PSA salen altas. Es como si fuera un mal de ojo, que se puede medir con el PSA.
También hay estudios que no dejan lugar a dudas de que el cribado de cáncer de mama con las mamografías produce mucho más daño que beneficios, pero siguen las campañas a todo trapo, desoyendo el rigor científico y empujando a miles de mujeres a un protocolo que no les conviene.
Y ya que hablamos de cáncer, me haría mucha ilusión poder leer algún estudio que demuestre que la quimioterapia obtiene mejores resultados que el mismo tipo de cáncer no siendo tratado con nada.
Si despejan las dudas sobre algunas zonas oscuras de la medicina, le harán un gran favor a la ciencia y, sobre todo, a los enfermos.
Este comentario no aprobado está puesto en esta página.
Y aquí pongo la foto que confirma que el comentario está puesto desde el día de los enamorados, y que gracias al frío que hace no se ha estropeado.
sinbulos
Como no pueden responder al comentario sin hacer un ridículo espantoso, han decidido ignorarlo. Teniendo la tele de su lado, nadie dudará de sus intenciones de librar a la sociedad de gente peligrosa que propaga bulos que ponen en riesgo la salud de la población.
La triste realidad es que, afirmar tajantemente que las vacunas no producen autismo, es un crimen contra la humanidad que demuestra sin lugar a dudas que en este valle de lágrimas ni hay justicia ni se la espera.
Como en la misma web tiene un espacio para que los lectores puedan denunciar artículos como este, aquí les espero para que respondan a mi comentario, puesto que de aquí no lo podrán borrar.

También te podría gustar...

No hay respuestas

  1. Hoy hace un mes que puse el comentario en la web de esos sinverguenzas, y sigue esperando moderación.

    • antonio dice:

      el resultado es de esperar,y lo acabaran borrando, seria raro que esa web se pudiese comentar y el comentario saliese al momento como este blog.
      Hay otra pagina web de desinformadores pagados por la farmacia que teneis que saber se llama Magonia de luis alfonso gamez:
      https://cazadebunkers.wordpress.com/tag/mortadelo-gamez/
      Luis alfonso gamez creó la secta CE para salvarnos con la verdá y tuvo que pagar 600 euros a JJ benitez por mentir insultandole, como se puede ver en la pagina de dicho autor.
      https://www.planetabenitez.com/sentencia.htm
      hasta tiene tesorero, se ve que manejan mucha pasta….
      yo alomejor les escribo tambien, tienen un apartado de denuncia un bulo, se me ocurre poner algún post de tuyo o de Jose Antonio Campoy el de discobery salud.

  2. antonio dice:

    Recomiendo las paginas webs de cazadebunkers.com y la de contraperiodismomatrix.com

  3. Despertares dice:

    La exfarmacéutica Teresa Morera habla: la medicación es el principal problema de salud
    https://despertares.org/2018/04/10/teresa-morera-habla-la-medicacion-es-el-principal-problema-de-salud/


  1. diciembre 24, 2019

    […] Una Web que consigue un oxímoron: desmentir bulos verdaderos […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad